Declaran los canteranos del Real Madrid acusados por el video sexual

real-madrid

Declaran los canteranos del Real Madrid acusados por el video sexual, los jugadores declaran como autores de un presunto delito de descubrimiento y revelación de secretos.

Los cuatro futbolistas de la cantera del Real Madrid imputados por su presunta implicación en la grabación y difusión de un vídeo de contenido sexual con una menor de 16 años han declarado este miércoles ante el juez y han negado haber compartido las imágenes con nadie. Los jugadores han asegurado que el vídeo se grabó con el consentimiento de la chica y que solo lo vieron ellos mismos en sus teléfonos móviles.

Los cuatro canteranos, tres del Real Madrid C y uno del Castilla, fueron detenidos el pasado 14 de septiembre por la Guardia Civil en Gran Canaria, donde se encontraban concentrados con sus respectivos equipos. Tras prestar declaración, quedaron en libertad con cargos y a la espera de que el Juzgado de Instrucción número 3 de San Bartolomé de Tirajana resuelva el caso.

La denuncia fue presentada por la madre de la menor, que tuvo conocimiento de la existencia del vídeo a través de una amiga de su hija. Según la versión de la víctima, ella mantuvo relaciones sexuales consentidas con uno de los futbolistas en una habitación de un hotel, pero no sabía que los otros tres estaban grabando la escena desde el baño. La chica les pidió que borraran el vídeo, pero ellos se negaron y se lo enviaron a otros compañeros de equipo.

La defensa de los canteranos ha aportado al juez un informe pericial que cuestiona la autenticidad del vídeo y sostiene que se trata de un montaje realizado con una aplicación móvil. El informe afirma que las imágenes presentan anomalías y que no se aprecia la cara de la menor ni del futbolista que supuestamente mantuvo relaciones con ella. Además, señala que el vídeo tiene una duración de 11 segundos, lo que dificulta su identificación.

El caso de los canteranos del Real Madrid ha generado una gran polémica y ha provocado la reacción del club blanco, que emitió un comunicado en el que expresó su respeto a la presunción de inocencia de los jugadores y anunció que adoptaría las medidas oportunas una vez que tuviera conocimiento detallado de los hechos. El Real Madrid también mostró su apoyo a las víctimas de cualquier tipo de violencia y abuso y su compromiso con la educación y los valores de sus canteranos.